Alerta en rellenos sanitarios

Miércoles , Enero 27, 2016

Bogotá_ El Director del DNP, alertó sobre la crítica situación que afrontan los rellenos sanitarios del país, al presentar el estudio sectorial de aseo que hace parte de la Estrategia Nacional para el Desarrollo de la Infraestructura.

El estudio indicó que en Colombia se producen 11,6 millones de toneladas/año de basura y solo se recicla 17%, cuando en los países de la Unión Europea más de 67% de los residuos generados son aprovechados. A su vez, se señaló que en Colombia se recolecta y dispone en los rellenos sanitarios 26.975 toneladas diarias de residuos sólidos domiciliarios, siendo Bogotá la productora de cerca de 6.300 toneladas/día, seguida por los  Departamentos de Antioquia, Valle del Cauca y Atlántico.

Existen además 167 sitios no autorizados donde se dispone 4% de los residuos sólidos producidos a nivel nacional, principalmente en las ciudades del Caribe y Pacífico, ello ocurre por las brechas de cobertura de recolección entre las áreas urbanas y rurales, que se han ampliado significativamente y por la falta de sitios de disposición autorizados, pues los 1.102 municipios únicamente cuentan con 360 lugares de disposición de basuras.

A la fecha la vida útil de los rellenos sanitarios de 321 municipios del país, se termina en cinco años y la falta de estrategias de los entes territoriales para buscar soluciones a largo plazo sobre la gestión y disposición final de residuos, generará grandes impactos ambientales. Las ciudades cuyos sitios de disposición final están a punto de agotarse son Bucaramanga, Armenia, Manizales y Neiva, y para el caso de Bogotá, el relleno sanitario de Doña Juana, solo cuenta con una vida útil de 7 años, lo cual debe generar una alerta para las autoridades ambientales, si se tiene en cuenta que el Gobierno estima que en los próximos 10 años, la generación de residuos crecerá en un 20%.

Según el estudio sectorial, “es necesario realizar una inversión de $3,3 billones en los próximos 10 años, para ampliar la vida útil de los rellenos, cierre de botaderos, e implementar rutas de recolección selectiva y sistemas de aprovechamiento y valoración de los residuos”  las inversiones irán dirigidas a infraestructura para el tratamiento de residuos que disminuyan la cantidad y dinamicen el aprovechamiento. Se pondrá en marcha acciones orientadas a fortalecer esquemas inclusivos de reciclaje e impulsar el uso de tecnologías para el tratamiento de residuos como: aprovechamiento energético, compostaje y tratamientos mecánico-biológicos así como crear incentivos para promover la separación en la fuente.

Finalmente se propusieron algunas soluciones, indicando que se deben cerrar los 167 sitios no autorizados, seleccionar operadores especializados, dar apoyo financiero para la habilitación de nuevos sitios de disposición final en los pequeños municipios, facilitar el otorgamiento de licencias ambientales para reemplazar los sitios inadecuados para la disposición de basuras y que en los POD se habilite el uso del suelo para construir rellenos sanitarios y sitios de tratamiento y aprovechamiento de residuos.

Pero éste problema no solo debe solucionarlo el Gobierno y las autoridades ambientales, depende en un alto porcentaje de la conciencia de reutilización y reciclaje de la ciudadanía, lo que contribuirá a disminuir el porcentaje de residuos. Es importante realizar separación en la fuente y que todos aprendamos y tengamos la intención de reciclar, pues el tema de manejo de residuos es prioritario dentro de las recomendaciones de la Ocde para el ingreso de Colombia a la organización de países de buenas prácticas y la reducción de los mismos, contribuirá a su vez con la meta de reducción del 20% de emisiones, en el marco del cambio climático, sobre el cual se ha hablado en el último año y que tanto nos preocupa.

ANA MARÍA CASTRO

Tomado de: www.larepublica.co